Incautaciones de souvenirs fabricados con marfil

Stop tráfico de especies

Diez reglas de oro del viajero responsable

tráfico especies
elefantes
tigre
Si vas a viajar este verano al extranjero recuerda que tus souvenirs pueden tener un coste muy alto para la naturaleza. A menudo, por desconocimiento, nos convertimos en cómplices del comercio ilegal de animales y plantas al comprar objetos sin conocer su procedencia. Por eso, recomendamos descargar nuestra guía con las Diez reglas de oro que todo viajero responsable debe conocer para proteger la naturaleza.

ANTE LA DUDA ¡NO COMPRES!

Recuerda, evita comprar productos de origen animal o vegetal durante tus vacaciones en el extranjero. Así estarás apoyando la lucha contra el tráfico de especies. Un delito contra la naturaleza que está llevando a poblaciones enteras de especies al borde de la extinción.

Atención: que un objeto esté en venta no significa que sea legal o que lo puedas traer de vuelta a casa. Ciertos productos pueden estar fabricados con partes de animales o plantas protegidas y su comercio es un delito según la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies de Flora y Fauna Salvajes Amenazadas (CITES, por sus siglas en inglés). Además de estar alimentando el tráfico de especies, comprar estos productos por desconocimiento puede darte un buen disgusto en la Aduana con sanciones que alcanzar las penas de carcel.

Es importante recordar que la normativa que protege los recursos naturales no contemplan solo animales y plantas vivas, si no también comida, partes y productos hechos o decorados con sus pieles, plumas, conchas, dientes, cuernos, huesos, pelajes.

Desde WWF queremos que disfrutes de tus vacaciones y que seas un viajero/a ejemplar amante de la naturaleza. Por eso te recomendamos descargar nuestra Guía y compartir estos consejos con tus amigos y familiares. También, y si no lo has hecho todavía, puedes firmar en esta misma página nuestra petición para unirte a la Lucha contra el tráfico de especies.

 

Descargar guía